Cuanto más autoconocimiento adquirimos, más podemos apreciar el gran arsenal de capacidades y recursos que nuestra mente posee, pero ¿lo sabes?

Normalmente, en alguna medida, todos estrenamos la vida adulta con una serie de creencias sobre nosotros mismos y seguro que, al menos, alguna de ellas no es cierta. Más bien lo más frecuente es tener varias creencias sobre nosotros mismos con las que nos auto flagelamos. Unas veces exigiéndonos demasiado, otras veces minimizando las cosas buenas que nos dicen los demás, en otras ocasiones, pensando que o todo es malo o todo es bueno. Esto último es un pensamiento en blanco y negro que podrá determinar negativamente nuestra vida más de lo que desearíamos.

Hay algo muy poderoso que tiene que ver con nuestra capacidad de autosugestión y con nuestra capacidad de manipulación a nosotros y a los demás, y es lo que en psicología se llama auto profecía cumplida. Si yo creo que no tengo capacidad para escribir y comunicar al público mis aportaciones, entonces se hace lógicamente mucho más probable que así sea. Con ese convencimiento, tampoco me pondré a practicar con esas capacidades, aunque tenga un gran deseo y motivación. Este contraste entre la motivación y el no traducirlo en algo real, será fuente de insatisfacción, el gran contraste entre lo que querría y lo que es, o parece ser. Esto es lo que termina volviendo a confirmar que yo no tengo capacidad para escribir.

En definitiva, la auto profecía cumplida se trata de un círculo vicioso en el que creemos que estamos siendo realistas y científicos y, en realidad, estamos sesgando totalmente nuestro experimento de vida.

Este efecto también lo podemos hacer sobre los demás, o los demás sobre nosotros. O ¿acaso no has tenido alguna vez la sensación de que otras personas no creían en tus capacidades? por ejemplo, un profesor, e incluso la familia. Por ejemplo, es muy frecuente que un profesor adjudique a falta de capacidad en un alumno lo que sencillamente es un estilo diferente de aprendizaje a otros niños.

Si algunas personas de nuestro entorno tienen la mala suerte de tener muchas creencias irracionales sobre sí mismos, si se valoran poco, tampoco podrán ver o creer en nuestras capacidades. Pero lo voy a decir más sencillo, si esa persona no cree en sí misma, difícilmente va a creer en nosotros. Esto no facilitará el proceso de desarrollo de nuestras capacidades, pues siempre habrá un límite, el que la otra persona cree que hay y por lo que no te invita a explorar más allá. Cosa a lo que siempre le podrás poner remedio.

En otras ocasiones, podemos estar diciendo que creemos en los demás, pero nos cuesta creer en nosotros mismos. Esto es muy frecuente, se dice que es más fácil aconsejar a otros que aplicártelo a ti mismo. En este caso creo que la persona en el fondo sí cree en sí misma, pero por alguna razón, no se atreve a dar el paso final de apropiarse de sus capacidades, coger las riendas de su vida y comenzar a dirigirse hacia sus sueños de una forma comprometida.

Tener una autoestima equilibrada supondrá ser consciente de tus fortalezas y tus limitaciones. Este será el mejor clima interior para poder desarrollarte, pues así podrás coger ese camino que te marcan tus fortalezas, mientras cuidas y refuerzas tus limitaciones para, incluso, sacarles partido y transformarlas en ocasiones también en fortalezas.

En realidad, una fortaleza puede ser en ocasiones una limitación y viceversa, todo depende del contexto, el grado y el comportamiento que manifestemos.

Conocernos y aceptarnos como somos, mientras seguimos dedicando el suficiente esfuerzo para mejorar, con una actitud cariñosa y amable, será lo mejor que podamos hacer por nosotros mismos. En este contexto podrá existir una equilibrada autoestima con la que podrás viajar hasta el fin del mundo 

Te invito a compartir conmigo más sobre este tema con el vídeo de hoy. Empieza a equilibrar tu autoestima con el material que te ofrezco en la descripción, espero que te resulte de utilidad.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¿Quieres recibir mis nuevos posts en tu e-mail?

Estarás al tanto de todos los artículos nuevos que vaya publicando. Si no te gusta la idea, cierra esta ventana y sigue navegando :-)

Politica de privacidad

Gracias por suscribirte :-)